Blog de Enunlugardelcosmos

estrellas

Betelgeuse el final de una estrella

Escrito por Enunlugarenelcosmos 02-04-2017 en ciencia. Comentarios (0)

Betelgeuse fue la primera estrella cuyo diámetro pudo ser medido con exactitud utilizando técnicas interferométricas oscilando entre unos 850 o 905 millones de kilómetros. En su tamaño máximo la estrella se extendería hasta más allá de la órbita de Marte. Su masa es 20 veces la masa del Sol y su tamaño es 600 veces mayor. Los astrofísicos predicen que Betelgeuse explotará como supernova de tipo II al final de su vida. Algunos de ellos afirman, basándose en la variabilidad mostrada por la estrella, que tal explosión podría producirse en un plazo de tiempo muy cercano (en los próximos miles de años). Otros astrofísicos son más conservadores y piensan que podría continuar con su actividad actual durante un período mucho mayor.

A la fecha de 2014, los estudios teóricos más recientes sugieren que Betelgeuse ha empezado recientemente a fusionar helio en su núcleo y que, tras fusionar en este proceso carbono, neón, oxígeno y silicio, estallará como supernova dentro de los próximos 100.000 años. La supergigante roja, que todavía se estaría abrillantando y expandiendo mientras asciende la rama de las gigantes rojas, tendría una edad de entre 8 y 8,5 millones de años y una masa de 20 M solares. Dependiendo de su velocidad de rotación al nacer, los modelos de evolución estelar para una estrella de ese intervalo de masas sugieren que Betelgeuse podría o continuar siendo una supergigante roja hasta el momento de explotar como supernova, o convertirse antes de estallar en una variable azul luminosa o un astro similar a una estrella hipergigante amarilla. El remanente estelar que dejaría sería una estrella de neutrones de aproximadamente 1,5 M solares.

El evento será, en cualquier caso, espectacular, aunque no está claro si tendrá efectos importantes para la vida en nuestro planeta al encontrarse Betelgeuse cerca del límite de distancia al cual los rayos cósmicos pueden afectar significativamente a la capa de ozono.

En ese momento, Betelgeuse brillaría al menos 10 000 veces más que una supernova ordinaria, con la luminosidad de la Luna en cuarto creciente. Algunas fuentes predicen una magnitud máxima aparente a la de la Luna llena, durando varios meses. Sería un punto extremadamente brillante en el cielo, pudiéndose observar inclusive de día. Tras este periodo, iría extinguiéndose gradualmente hasta que, tras meses o tal vez años, fuese inapreciable a simple vista. El hombro derecho de Orión desaparecerá hasta que, tras unos pocos siglos, se desarrollará en el lugar una espléndida nebulosa.


https://www.youtube.com/watch?v=dtWeH4-Ugy4

¿Puede una estrella escapar de una galaxia? Estrellas hiperveloces.

Escrito por Enunlugarenelcosmos 13-03-2017 en ciencia. Comentarios (0)

US 708 es una estrella de clase O en Ursa Major en el halo de la Galaxia de la Vía Láctea. Una de las estrellas más rápidas en la galaxia. Fue descubierto por primera vez en 1982 por Peter Usher y colegas de la Universidad Estatal de Pensilvania como un débil objeto azul en el halo de la Vía Láctea.

En 2015, Stephan Geier del European Southern Observatory lideró un equipo que informó en Science que la velocidad de la estrella era de 1.200 kilómetros por segundo, la más alta jamás registrada en la galaxia. Inicialmente se sospechaba que la alta velocidad de la estrella era causada por el agujero negro masivo en el centro de la galaxia. Pero ahora se ha descubierto que la estrella debe haber cruzado el disco galáctico hace unos 14 millones de años y, por lo tanto, no vino del centro de la galaxia; Por lo tanto, la velocidad que ahora posee la estrella no puede atribuirse al agujero negro. Sin embargo, un estudio más cercano sugirió que había sido un elemento de un par de estrechas estrellas binarias.

Su compañera ya había entrado en su etapa enana blanca cuando US 708 entró en su fase gigante roja . Sus órbitas respectivas cambiaron cuando su compañera tomó el gas de las capas externas del US 708. Entonces su compañera adquirió suficiente masa para ir a la supernova , lo que provocó que el US 708 fuera lanzada a alta velocidad, no por el agujero negro en el centro de nuestra galaxia. El equipo detrás de las nuevas observaciones sugiere que estaba orbitando una enana blanca aproximadamente con la masa del Sol con un período orbital de menos de 10 minutos.

Para ponerlo en perspectiva, con esa velocidad seríamos capaces de viajar desde la Tierra a la Luna en sólo 5 minutos. Pero sólo unas cuantas estrellas han logrado velocidades altas, claro ninguna ha llegado a los 1200 kilometros por segundo, y éstas son conocidas como estrellas hiperveloces, que gracias a esta velocidad han logrado escapar de la gravedad de nuestra galaxia para aventurarse en el espacio.



Sistema OGLE-TR-122, la estrella más pequeña conocida OGLE-TR-122B

Escrito por Enunlugarenelcosmos 09-03-2017 en ciencia. Comentarios (0)

La OGLE-TR-122b es la estrella más pequeña que se ha descubierta. Se encuentra en la constelación de Carina y tiene un tamaño parecido a Júpiter; pero su densidad es 100 veces superior a dicho planeta.

OGLE-TR-122 es un sistema binario estelar que contiene una de las más pequeñas estrellas de secuencia principal cuyo radio se ha medido. Se descubrió cuando el experimento de Lensing Gravitacional Óptico (OGLE) observó la estrella más pequeña eclipsando el primario más grande. El período orbital es de aproximadamente 7,3 días. Se piensa que el primario del sistema se parece al Sol .

Se estima que la estrella más pequeña, OGLE-TR-122B , tiene un radio alrededor de 0,12 radios solares , o alrededor del 20% más grande que la de Júpiter , y una masa de alrededor de 0,1 masas solares o aproximadamente 100 veces Júpiter. Esto hace que su densidad promedio sea aproximadamente 50 veces la del Sol o más de 80 veces la densidad del agua . La masa de OGLE-TR-122b está cerca de la masa más baja posible para una estrella que funde hidrógeno, estimada en alrededor de 0.07 o 0.08 masas solares. El tránsito observado proporciona la primera evidencia directa de una estrella con un radio comparable al de Júpiter.

Referencias ESO y Wikipedia.

No hay texto alternativo automático disponible.


La estrella Pistola

Escrito por Enunlugarenelcosmos 07-02-2017 en ciencia. Comentarios (0)

La estrella Pistola (en inglés, Pistol Star) es una de las estrellas hipergigantes e hipermasivas más luminosas de la Vía Láctea. Su nombre proviene de la forma de la nebulosa que ilumina, la nebulosa de la Pistola.

La estrella Pistola se encuentra a 25 000 años luz del sistema solar en la constelación de Sagitario, al oeste de Nash (γ Sagittarii) y Kaus Medius (δ Sagittarii), al noroeste de Kaus Australis (ε Sagittarii) y al sureste de Kaus Borealis (λ Sagittarii) y Nunki (σ Sagittarii). Forma parte del cúmulo Quíntuple cercano al centro de la galaxia. La estrella es invisible desde la Tierra, ya que se halla oculta detrás de grandes nubes de polvo; si no fuese así, sería visible a simple vista como una estrella de cuarta magnitud pese a la gran distancia que nos separa de ella. Fue descubierta por el telescopio espacial Hubble en la década de 1990 utilizando longitudes de onda en el infrarrojo que penetran el polvo interestelar.

Con una masa en torno a 150 masas solares, la estrella Pistola está catalogada como una variable luminosa azul, al igual que Eta Carinae. Brilla con una luminosidad equivalente a 10 millones de soles, siendo una de las estrellas más luminosas del Grupo Local, del que forma parte nuestra galaxia. El hecho de que esté cerca del centro galáctico parece no ser casual, ya que allí se favorece la creación de objetos supermasivos.

A lo largo de su existencia ha ido perdiendo masa estelar, estimándose su masa inicial entre las 200 y las 250 masas solares. Se piensa que la estrella ha expulsado 10 veces la masa del Sol en forma de material arrojado durante dos gigantescos estallidos hace 4000 y 6000 años. Su viento estelar es 10 000 millones de veces mayor que el solar. Su tiempo de vida es muy corto, aproximadamente unos 3 millones de años y, aunque no se sabe su edad con certeza, ésta puede cifrarse entre 1,7 y 2,1 millones de años. Probablemente explotará como una brillante supernova o hipernova dentro de 1 a 3 millones de años. Wikipedia.

La imagen puede contener: noche

La imagen puede contener: texto

No hay texto alternativo automático disponible.


Púlsar binario y sistemas dobles.

Escrito por Enunlugarenelcosmos 18-11-2016 en ciencia. Comentarios (0)


Un púlsar binario es un púlsar con un compañero estelar que a menudo es otro pulsar, una enana blanca o una estrella de neutrones. Estos sistemas estelares son de especial interés para los astrofísicos, puesto que reúnen las condiciones ideales para poner a prueba la relatividad general en campos gravitatorios fuertes.

A pesar de que el compañero del pulsar a menudo es difícilmente visible o del todo invisible, los intervalos de tiempo entre las pulsaciones del pulsar se pueden medir con gran precisión mediante el uso de radiotelescopios. Un modelo relativamente simple de 10 parámetros que involucre información acerca del tiempo entre pulsaciones, las órbitas de Kepler y tres correcciones post-Kepler (el ritmo de avance del periastro, un factor debido al desplazamiento al rojo gravitacional y un ritmo de variación del período orbital debido a la radiación gravitacional) es suficiente para describir satisfactoriamente el sistema.

De esta manera, la medición de los tiempos entre pulsaciones en púlsares binarios ha confirmado indirectamente la existencia de la radiación gravitacional y verificado la relatividad general de Einstein en un ambiente en el que no se había logrado antes.

El primer pulsar binario PSR 1913+16, también conocido como «pulsar binario Hulse-Taylor», fue descubierto en 1974 en Arecibo por Joseph Hooton Taylor, Jr. y Russell Alan Hulse, lo que les valió el Premio Nobel de Física en 1993. Se han medido pulsaciones de este sistema desde su descubrimiento sin encontrar variaciones mayores de 15 μs en su periodo.

Los astrónomos han utilizado el telescopio VLT (Very Large Telescope) de ESO, junto con otros radiotelescopios de todo el mundo, para encontrar y estudiar una estrambótica pareja de estrellas formada por la estrella de neutrones más masiva encontrada hasta el momento, orbitada por una estrella enana blanca. Esta nueva y extraña binaria nos permite poner a prueba la teoría de la gravedad de Einstein — la relatividad general — de una forma imposible hasta el momento. Hasta ahora, las nuevas observaciones encajan exactamente con las predicciones de la relatividad general y son inconsistentes con algunas teorías alternativas. Los resultados aparecerán en la revista Science del 26 de abril del 2013.

Un equipo internacional ha descubierto un exótico objeto doble formado por una pequeña, pero inusualmente pesada, estrella de neutrones que gira 25 veces por segundo sobre sí misma, orbitada por una estrella enana blanca que tarda dos horas y media en hacer una órbita completa. La estrella de neutrones es un púlsar que emite ondas de radio que pueden ser captadas desde la Tierra por los radiotelescopios. Al margen del interés que esta pareja genera por sí misma, se trata además de un laboratorio único para poner a prueba los límites de las teorías físicas.

Este pulsar se llama PSR J0348+0432 y se trata de los restos de una explosión de supernova. Es dos veces más pesada que el Sol, pero tiene solo 20 kilómetros de tamaño. La gravedad en su superficie es más de 300.000 millones de veces más fuerte que la de la Tierra y, en su centro, cada volumen equivalente a un azucarillo cuadrado pesa más de mil millones de toneladas concentradas. Su compañera, la estrella enana blanca, solo es un poco menos exótica: es el brillante resto de una estrella mucho más ligera que ha perdido su atmósfera y se está enfriando lentamente.

“Estaba observando el sistema con el Very Large Telescope de ESO, buscando cambios en la luz emitida por la enana blanca causados por su movimiento alrededor del púlsar”, afirma John Antoniadis, un estudiante de doctorado del Instituto Max Planck de radioastronomía (MPIfR) en Bonn, y autor principal del artículo. “Un rápido análisis inmediato me hizo ver que el púlsar era muy pesado. Es el doble de la masa del Sol, lo que la convierte en la estrella de neutrones más masiva conocida hasta el momento y, al mismo tiempo, en un excelente laboratorio de física fundamental”.

La teoría de la relatividad general de Einstein, que explica la gravedad como una consecuencia de la curvatura del espacio-tiempo creada por la presencia de masa y energía, ha superado todas las pruebas desde que fue publicada por primera vez hace casi cien años. Pero no puede ser la explicación definitiva y en última instancia acabará siendo sustituida.

Los físicos han concebido otras teorías de la gravedad que hacen predicciones diferentes a las que plantea la relatividad general. Para algunas de estas alternativas, esas diferencias solo se mostrarían en campos gravitatorios extremadamente fuertes que no pueden encontrarse en el Sistema Solar. En términos de gravedad, PSR J0348+0432 es un objeto verdaderamente extremo, incluso comparado con los otros púlsares que han sido utilizados en pruebas de alta precisión de la relatividad general de Einstein. En este tipo de campos gravitatorios tan fuertes, pequeños aumentos en la masa pueden desencadenar grandes cambios en el espacio-tiempo que rodea a estos objetos. Hasta ahora, los astrónomos no tenían ni idea de qué podría pasar en presencia de estrellas de neutrones tan masivas como PSR J0348+0432, por lo que se trata de una oportunidad única para llevar a cabo pruebas en campos inexplorados.

El equipo combinó observaciones de la estrella enana blanca llevadas a cabo con el Very Large Telescope con medidas muy precisas del púlsar obtenidas con radiotelescopios. Una pareja tan cercana entre sí emite ondas gravitacionales y pierde energía. Esto hace que el periodo orbital cambie ligeramente y las predicciones de este cambio hechas por la relatividad general y otras teorías competidoras son diferentes.

“Nuestras observaciones en radio eran tan precisas que ya hemos podido medir un cambio en el periodo orbital de 8 millonésimas de segundo por año, exactamente lo que predice la teoría de Einstein”, afirma Paulo Freire, otro miembro del equipo.

Esto es solo el principio de un estudio detallado de estos objetos únicos y los astrónomos los utilizarán para poner a prueba la teoría de la relatividad general en busca de una mayor precisión a medida que pase el tiempo.

Wikipedia, ESO.

Foto de En un lugar del cosmos.

Foto de En un lugar del cosmos.

Foto de En un lugar del cosmos.